Benidorm se acerca en verano a los registros de 2019 en consumo de agua y recogida de residuos

agua

El consumo de agua en julio y agosto alcanzó casi dos millones de metros cúbicos, solo 300.000 menos que en 2019

Los residuos sólidos recogidos este verano ascendieron a 10,2 millones de kilos frente a los 7,6 millones de 2020

Benidorm se ha nutrido en gran parte del mercado nacional esta temporada estival

Los datos de consumo de agua y recogida de residuos sólidos urbanos durante los meses de julio y agosto en Benidorm se acercan a los parámetros registrados en 2019, último año antes de la pandemia, según se desprende de los datos recogidos por las empresas concesionarias, Hidraqua y FCC..

En cuanto al consumo de agua, durante julio y agosto la ciudad alcanzó un consumo de casi dos millones de metros cúbicos (1.988.763,52 m3) mientras que en esos mismos meses de 2019 el consumo fue de 2,3 millones. En 2020, sin embargo, fue de 1,6 millones de metros cúbicos.

“Esa misma tendencia se aprecia también en el acumulado del año desde enero hasta final de agosto”, según ha destacado el alcalde de Benidorm, Toni Pérez. Así, en los primeros ocho meses de este año el consumo de agua ha sido de 5.020.296,63 metros cúbicos, apenas 255 metros cúbicos más que el pasado año, si bien hay que tener en cuenta que hasta el 15 de marzo de 2020 no estábamos en situación de pandemia. En 2019 ese registró se elevó hasta los 6,9 millones de metros cúbicos. La variación porcentual indica que este verano se ha consumido solo un 14% menos de agua que en la prepandemia.

La recogida de residuos sólidos también sigue la misma línea que el consumo de recursos hídricos, lo que se refleja en el hecho de que los datos son casi idénticos entre enero y agosto de 2020 (24.471.140 kilos) y 2021 (24.381.600 kilos).

Sin embargo, se aprecia “una significativa diferencia en la cantidad recogida este verano con respecto al de 2020” según ha remarcado Pérez, que precisaba que “en julio y agosto se recogieron 10.232.160 kilos mientras que en los mismos meses del año pasado el dato se quedó en 7,6 millones de kilos”. Con respecto a 2019, este verano solo se han recogido 1,6 millones de kilos menos, “pese a contar con menos establecimientos hoteleros abiertos y mucho tejido productivo que no ha podido operar con normalidad”.

En las playas la tendencia es similar. En julio y agosto se retiraron 207.860 kilos, una cantidad algo superior a la de 2020 (202.420 kilos) y que representó algo menos de la mitad registrada en 2019, cuando se alcanzaron los 446.560 kilos.

En cuanto al reciclaje, las cifras de recogida de envases son también “muy parecidas a las de tiempos de prepandemia”. De enero a julio de este año el total de kilos de envases reciclados ascendió a 343.160. En 2019, con plena afluencia de turistas, se recogieron 345.980 kilos. “Una diferencia casi inapreciable” señaló el alcalde.

No obstante, ha añadido el alcalde “lo más remarcable es que la situación actual difiere muchísimo de la del año 2019 no solo en el número de hoteles abiertos –un número sensiblemente inferior al de entonces, ya que durante todo el verano ha tenido parte de la planta hotelera cerrada con más de 40 establecimientos de media sin abrir- sino también en la afluencia de turistas a Benidorm, que se ha nutrido este verano fundamentalmente del mercado nacional”.

En opinión de Toni Pérez, los datos conocidos permiten concluir que “las campañas de promoción y recordatorio hechas en los peores tiempos de la pandemia estaban bien orientadas y han dado sus frutos”. El primer edil ha confiado en que la tendencia continúe “durante los fines de semana de septiembre y octubre y a la espera de la recuperación de la movilidad internacional, los turistas de otoño/invierno y los vinculados al programa del Imserso”.

Por último, Pérez recalcó el hecho de que la Comunidad Valenciana estuvo cerrada perimetralmente hasta el pasado 9 de mayo, lo que impedía a la ciudad recibir visitantes de fuera del territorio. En ese tiempo, sin embargo, fueron muchos los valencianos los que eligieron la ciudad para pasar sus días de vacaciones.