La pandemia se cobró en 2021 la mitad del negocio hotelero de la Comunitat Valenciana

Los datos estadísticos muestran que estamos muy lejos de la recuperación, con un 30% de plazas hoteleras que ni siquiera pudieron abrir y con la pérdida del casi el 40% de los empleos del sector. Ningún destino se libra de los malos datos, pero el desastre turístico por el Covid19 se hace más evidente en la Costa Blanca (-55%) y Benidorm (-65%) Todos los indicadores económicos muestra que todavía queda mucho por recuperar para alcanzar niveles de 2019 tanto en precio medio como en ingresos.

BigDataHosbec ha analizado los resultados del mercado hotelero durante el año 2021, recogiendo los principales datos de actividad en el ámbito de la Comunidad Valenciana y en sus diferentes puntos turísticos de interés.

El informe muestra una radiografía de este último año, haciendo comparativas tanto con 2020 como con 2019, último año de normalidad. Todo ello, con la intención de plasmar la recuperación turística que se ha experimentado durante el segundo año de convivencia con la Covid-19.

En este último informe se incluyen datos sobre las siguientes áreas geográficas:

  • España
  • Comunidad Valenciana
  • Costa Blanca
  • Benidorm
  • Provincia de Castellón
  • Castellón de la Plana
  • Provincia de València
  • València ciudad

Las conclusiones más evidentes las encontramos a simple vista en el informe:

Los hoteles de la Comunitat Valenciana perdieron el 48% de su producción (pernoctaciones hoteleras) durante el año 2021 (vs. 2019), siendo esta caída especialmente importante en el mercado internacional en el que las pérdidas fueron del 70%. Esta importante caída del volumen de negocio ha afectado de forma importante tanto al empleo, con una pérdida de casi el 40% de los puestos de trabajo vinculados al sector (personal en ERTE o trabajadores temporales no llamados o fijos discontinuos que no se han podido incorporar a su puesto), como a la capacidad hotelera que pudo abrir sus puertas: de media un 30% de las plazas hoteleras tuvieron que permanecer cerradas por segundo año consecutivo.

Los indicadores económicos revelan caídas similares: aunque se confirma que 2021 no fue un año de ofertas ni de precios a la baja en el sector, este esfuerzo por mantener el nivel de la hotelería valenciana no se ha podido materializar en los ingresos reales: el sector registra una caída anual del 40% en ingresos por habitación disponible.

BENIDORM


  • Aunque la llegada del 2021 era esperanzadora, los resultados para Benidorm no han sido tan positivos como se esperaban.
  • La ocupación hotelera según los datos recogidos por HOSBEC se sitúa en un 61,3% dejando en el paso de estos 12 meses 22,9 puntos menos respecto a 2019.
  • Bien es cierto que los datos de pernoctaciones y viajeros mejoran los registros de 2020. Sin embargo, no logran aproximarse a los niveles prepandemia, ya que a pesar de registrar casi el millón de viajeros en relación a 2019 el descenso es del 54,3%. Lo mismo ocurre con las pernoctaciones que sufren una bajada del 64,9%. Siendo la principal causa la pérdida de turistas extranjeros, con un 73,1% menos de viajeros y un 78,3% de pernoctaciones respecto a 2019.
  • 76 hoteles de media han permanecido abiertos al público de enero a diciembre, lo que supone un 38,3% menos que en 2019 y una reducción de plazas hoteleras disponibles del 43,5%.
  • El descenso de los alojamientos afecta al total de personal empleado en activo que también se ve mermado en un 47,2%.
  • Respecto a la estancia media, a pesar de ser el destino de los analizados con el dato más elevado (3,6 días) sigue perdiendo 1,7 días.