L’Alfàs celebra las Fiestas del Jubileo manteniendo todas las medidas de seguridad

Finalizan les Festes del Jubileu i del Stssim Crist del Bon Encert 2021, que un año más y a causa de la pandemia, se han vivido de manera diferente, respetando todas las medidas de seguridad y sanitarias, y con una programación reducida a la mínima expresión, limitándose a la celebración de las misas y el Trisagio al Santísimo los días 7, 8, 9 y 10 de noviembre y suspendiéndose todas las actividades multitudinarias.

Sí se ha permitido la apertura de los locales festeros, apelando el Ayuntamiento de l’Alfàs del Pi a la responsabilidad y el sentido común individual, para evitar lamentar en el futuro los excesos e imprudencias de unos pocos.

Las circunstancias han obligado a vivir unas fiestas diferentes, como destacaba el alcalde de l’Alfàs del Pi, Vicente Arques, al inicio de las mismas, donde la responsabilidad individual y colaboración ciudadana han sido los ejes de las Fiestas Mayores.

Como cada año destaca la participación en la Fiestas Jubilares de la Coral Polifónica L’Alfàs Canta, bajo la dirección de José Antonio Rubio.

El Ayuntamiento ha optado por mantener los actos esenciales y singulares de las fiestas Mayores del Cristo, que son los relacionados con la obtención de la indulgencia plenaria y el Jubileo, concedido al pueblo de l’Alfàs en 1857 por el Papa Pío Nono, y eliminar de la programación todas las actividades multitudinarias. Si se permite a las peñas reunirse, respetando siempre las normas establecidas y compartiendo las fiestas con el respeto necesario “en compañía de familiares y amigos, con precaución, prudencia y responsabilidad”.

Blanca Saldaña ha recitado la Embajada al Cristo

Fiestas del Jubileo’, patrimonio cultural inmaterial de l’Alfàs

Un año más l’Alfàs ha celebrado el Trisagio al Cristo. Un documento sonoro exclusivo, que tan solo suena cada mes de noviembre y nos remonta a la llegada de la imagen del Cristo al pueblo, el 26 de marzo de 1857, iniciándose entonces las reformas en la capilla “para dar cabida a un Crucifijo de estatura más que natural…” según se recoge en el libro Historia de un Legado de Ángela Castillejo, Rafael Frías y José Soler. Al mismo tiempo, el Canónigo Pascual Baldó, según se recoge en el mismo libro “inicia los trámites para obtener de Su Santidad Pío IX una gracia por la que se de mayor realce a la Imagen”, un Jubileo anual de cuarenta horas que podrá tener lugar en los tres días anteriores a la celebración del Santísimo, la Exaltación de la Cruz, y permitirá a quienes visiten dicha Capilla obtener indulgencia plenaria, una concesión que llega del Pontífice el 10 de julio del mismo año en que se solicita.

Resaltar el valor del Trisagio, por ser patrimonio cultural inmaterial del municipio, por tanto se considera necesario salvaguardar una tradición exclusiva de este municipio, algo que la población reconoce como parte de su identidad, y se debe transmitir a las nuevas generaciones, respetando las raíces de un pueblo.