El sector de la vivienda vacacional de la Comunidad Valenciana, representado por APTUR CV, VIUTUR, AEA, ALOGA y ABATUR rechazan de plano la propuesta de la vicepresidenta del Gobierno Valenciano, Mónica Oltra

APTUR

Tras más de 18 meses de pandemia, con una pérdidas de ingresos prácticamente inasumibles y sin apenas haber recibido ninguna ayuda de verdadero calado en el plano económico y cuando todavía estamos sumidos en la pandemia.

Es del todo inaceptable en el momento actual y con el turismo sin recuperar y con las empresas turísticas pendientes de un hilo y SIN RECIBIR TODAVÍA LAS AYUDAS A FONDO PERDIDO TRAS MÁS DE 18 MESES.

Que Compromís use al sector turístico como chivo expiatorio para recaudar dinero para sus propuestas sociales tendentes a captar voto joven con el tema de vivienda a costa de los turistas y las empresas turísticas legales de la Comunidad Valenciana.

Estamos totalmente a favor de políticas sociales como el acceso a la vivienda para gente joven, pero estas se deben sufragar con los impuestos que pagamos todos los valencianos, no cargar las mismas sobre el sector turístico que además es el que más ha sufrido los embates económicos de la pandemia.

Cualquier sobreprecio artificial como seria este tema, no haría sino lastrar la competitividad del turismo valenciano en un mercado muy muy complicado.

Lastrando con un impuesto a las empresas y particulares legales que pagan impuestos y se esfuerzan día a día por mantener sus empresas abiertas generando empleo, impuestos y economía en los municipios en los que están implantados y premiando a los alojamientos ilegales y a los clientes que se alojan con ellos, castigando por ende a los turistas que reservan en los canales adecuados. Enviando un mensaje contrario al que durante años hemos generado con la colaboración publico-privada durante los últimos 8 años y que ha conseguido aflorar a legales una cantidad ingente de vivienda de uso vacacional en la Comunidad Valenciana.

Queremos resaltar además, que la falta de vivienda no es por el alquiler vacacional de algunas de ellas, ya que el parque de viviendas destinadas a alquiler vacacional no llega al 6% del total de viviendas de la Comunidad Valenciana y una buena parte de las destinadas al alquiler, también son ocupadas y disfrutadas por sus propietarios en algunos periodos a lo largo de cada año, por lo que en cualquier caso nunca podrían estar dedicadas al alquiler LAU ( entendemos que la patronal hotelera cada vez que puede cuele la misma cantinela de manera interesada y falsa “ hotelizacion de viviendas”, no se dan servicios de hotel en las viviendas de uso turístico), pero es momento de defender la actividad turística y la economía de buena parte de los municipios de la Comunidad Valenciana

Y nos gustaría precisar que en cualquier caso debería hablarse de un IMPUESTO TURISTICO, QUE NO TASA, y nos resulta del todo inaceptable por que además supondría una carga administrativa más a las empresas turísticas que todavía tenemos empleados en ERTE y hacemos malabarismos para llegar a fin de mes en los momentos actuales.

El sólo anuncio de este impuesto, puede causar un desvío de la demanda turística tan necesaria en estos tiempos para la pervivencia del tejido turístico valenciano.

Por ello conminamos al Molt Honorable Presidente de la Comunidad Valenciana, D. Ximo Puig, al Secretario Autonómico de Turismo y al PSOE en general, a desmentir hoy mismo, la posible aplicación de una medida como la propuesta por sus socios de Gobierno, de manera clara, frontal y contundente, para lanzar a los mercados emisores un inequívoco mensaje de tranquilidad de que no tendrán gastos añadidos si elijen reservar sus vacaciones en Comunidad Valenciana en 2022.