Benidorm mejora el punto de playas accesibles de La Cala dentro de las actuaciones de puesta a punto de los arenales

Del 15 de enero al 15 de febrero se ha retirado todo el mobiliario para cribar la arena y facilitar que se limpie de forma natural

La zona de Tamarindos suma un lavapiés junto al nuevo acceso

La Concejalía de Playas, de la mano de la empresa encargada de la gestión integral de las mismas, RA Benidorm, han finalizado ya las labores de puesta a punto de los arenales de cara al inicio de la nueva temporada y que este año ha incluido la mejora del punto de playas accesibles de La Cala.

La edil del área, Mónica Gómez, ha explicado que “las playas tienen un mantenimiento diario y constante a lo largo de todo el año, si bien tradicionalmente y coincidiendo con el descenso de bañistas se aprovechan los primeros compases del año para realizar operaciones de mayor calado”.

Así, “entre el 15 de enero y el 15 de febrero se retira el mobiliario e instalaciones de las playas para proceder a su limpieza natural”. Para ello, se criba la superficie de la playa para voltear la arena y posibilitar que la acción ultravioleta del sol la desinfecte. Concluido este periodo, se reponen nuevamente el mobiliario y las instalaciones.

Dentro de las actuaciones extraordinarias, Gómez ha detallado que “se ha renovado el punto de playas accesibles de La Cala, sustituyendo tanto las estructuras como los toldos que facilitan las zonas de sombra de esta instalación”; una inversión que ha rondado los 9.500 euros. Asimismo, se ha instalado un nuevo equipamiento de lavapiés junto al nuevo acceso del Paseo de Tamarindos, donde se han eliminado el antiguo muelle de carga y la rampa anexa que estaban en desuso generándose más espacio y seguridad para bañistas y viandantes.