Altea se adhiere a la Red de Ayuntamientos contra el Desperdicio Alimentario

Altea se adhiere a la Red de Ayuntamientos contra el Desperdicio Alimentario

El Ayuntamiento, a través de la concejalía de Participación Ciudadana, se ha adherido a la Red de Ayuntamientos contra el Desperdicio Alimentario. Con este proyecto, Altea formará parte de un grupo de trabajo junto a otros Ayuntamientos como el de Málaga, Oviedo, Torrelodones, Valencia o Zaragoza, donde seguirán los objetivos de prevención del desperdicio alimentario en industria, comercio, restauración y hogares; así como el reaprovechamiento y distribución de los excedentes alimenticios aptos para el consumo humano.

La concejala de Participación Ciudadana, María A. Laviós ha explicado que “las acciones programadas en torno a esta iniciativa se centrarán en la formación y apoyo a la industria y al comercio en este sentido, la formación a voluntarios de comedores sociales y ONG sobre seguridad alimentaria , higiene y manipulación de alimentos; la formación y apoyo a la restauración en el impulso de buenas prácticas contra el desperdicio alimentario y la sensibilización de la ciudadanía, especialmente entre jóvenes y niños, sobre la importancia de “redescubrir” el valor de los alimentos y hacer un buen uso de ellos “.

En este sentido, la iniciativa ha sido impulsada por empresas de la industria y distribución alimentaria, y coordinada por AECOC, Asociación de Empresas del Gran Consumo, que reúne a más de 30.000 compañías y que cuenta con el apoyo del Ministerio de Agricultura y Alimentación; de diversas Administraciones autonómicas y locales; y con el resto de asociaciones que representan a las empresas del sector de la industria, distribución y hostelería.

Anteriormente, el Ayuntamiento ya participó en la Semana contra el Desperdicio Alimentario de la AECOC para la celebración del “Día Internacional de Concienciación sobre la Pérdida y Desperdicio Alimentario” el 29 de septiembre. . Además, también se tendrá en cuenta como fecha importante, el 17 de octubre, declarado por las Naciones Unidas como el Día Mundial de la Alimentación.