La Guardia Civil dona más de 1.500 kilos de alimentos y productos higiénicos al voluntariado de l’Alfàs

La Guardia Civil de Altea dona más de 1.500 kilos de alimentos, y productos higiénicos, al Voluntariado de l’Alfàs del Pi, género comprado con los fondos recaudados por todos los agentes del Cuerpo de Seguridad Pública, a través de una campaña para ayudar a las personas más afectadas por la pandemia del COVID-19.

El alcalde de l’Alfàs del Pi, Vicente Arques, junto a la concejala de Bienestar Social, Marisa Cortés, ha agradecido a Borja Fernández, teniente de la Guardia Civil de Altea “este extraordinario gesto”, a todos y cada uno los efectivos de la Guardia Civil, que además de estar combatiendo desde el primer momento en primera línea contra el coronavirus, “velando por nuestra seguridad”, han tenido este gesto solidario de recaudar fondos y adquirir más de 5 toneladas de alimentos y productos higiénicos, para repartir entre las poblaciones de l’Alfàs del Pi, Altea, La Nucía y Polop.

Ayer 10 agentes de la Guardia Civil han transportado, hasta el Voluntariado de l’Alfàs, los más de 1.500 kilos de alimentos, en una furgoneta cedida por la empresa Centauro, a la que también hay que agradecer su colaboración. Una operación que repetirán los efectivos de la Guardia Civil con los municipios vecinos de Altea, La Nucía y Polop, que servirá para paliar el mal momento que viven muchas familias de nuestra comarca.