La nueva propuesta del Plan General: soluciones de futuro para Altea

”Si había algo que compartíamos los grupos que formamos el gobierno municipal respecto a la versión preliminar del Plan General que, recordemos, fue remitida a finales de la legislatura anterior a Conselleria, era que había obviado ciertas cuestiones esenciales para Altea”, señaló Imma Orozco, concejala de Urbanismo.

Después de alargar la exposición pública hasta noviembre de 2015, han ido llegando los diferentes informes de las administraciones que deben dar el visto bueno definitivo al documento. ” Esos informes ratificaban nuestra sensación que se había pasado de puntillas -o directamente no se había pasado- por encima de ciertas cuestiones. Una de ellas, lo hemos dicho en infinidad de ocasiones, era la estructura viaria del municipio, la movilidad para los próximos 20 años ”.

”Pues bien, hemos estado trabajando muy concienzudamente en ese tema, básicamente porque se nos exigía una ronda interna. Ante esto tienes dos opciones: no plantear ninguna alternativa y empeñarse té en que te aceptan las cosas porque sí -aunque te acaban de decir que no- o dibujar todas las posibilidades para que las personas que te han informar la propuesta hagan el mismo proceso que tú y entiendan así las consecuencias de las diferentes soluciones ”, explicaba la concejala.

Imma Orozco informó que ”la primera opción, parece por sus notas de prensa, es la de Cipal. La segunda, en cambio, es nuestra. Así, se me reprocha que, como concejala de Urbanismo, he tardado un año en contestar el informe de movilidad. Un año que nos ha servido para que la Consejería hiciera el trayecto con nosotros y entendiese que hay opciones para completar una ronda interna que no pasan necesariamente por atravesar la huerta alteana. Para llegar a ese punto, hay que dibujar todas las opciones, también las más agresivas, porque esa es la única manera que se dan cuenta que no es necesario llegar a ese extremo”.

En este sentido, la concejala añadía: ” Se me reprocha, por tanto, que hayamos estado trabajando para superar el informe negativo que ellos habían conseguido con sus no-propuestas. Y esto sólo ha sido posible porque hemos aportado soluciones que aparecerán en la propuesta de este equipo de gobierno pero no aparecían en la de ellos: una conexión entre la N-332 y el Montahut que tenga coherencia con una salida sur a la AP-7, una mejora del trazado de la ronda sur y una conexión adecuada con Altea la Vella”.

Además, Orozco explicaba que ” las propuestas, especialmente en esta materia, cuestan muchísimo de pensar, de reflexionar, de adaptarse a las necesidades, a la realidad actual y la futura … Quizás por eso”.