Hoy comienza la vacunación del covid y la gripe en el Centro de Salud de l’Alfàs

Hoy lunes, 17 de octubre, Sanidad comienza a administrar la vacunación frente al covid y la gripe en el Centro de Salud de l’Alfàs del Pi, desde las 11.00 horas hasta las 12.30 horas. Cumpliendo con la recomendación de los expertos, está previsto comenzar la inmunización con las personas mayores de 80 años, y el grupo de quienes tienen condiciones de salud de alto riesgo.

Aunque Sanidad está llamando por teléfono para dar cita previa, también se puede solicitar de forma presencial en el Centro de Salud, exclusivamente en el horario comprendido entre las 11.00 horas y las 12.30 horas.

Esta campaña de vacunación está dirigida a las personas empadronadas en l’Alfàs del Pi con una antigüedad mínima de un mes.

En el caso de las personas que van a recibir la vacuna por edad, se va a simultanear la segunda dosis de recuerdo de la vacuna contra la covid, con la vacuna de la gripe, para evitar dobles desplazamientos.

Sumando todos los colectivos, el número de personas susceptibles de recibir la segunda dosis de refuerzo de la vacuna contra el coronavirus, asciende a 1.659.534 en la Comunitat Valenciana.

La Comunitat Valenciana está administrando esta dosis de recuerdo con vacunas bivalentes, que generan protección frente a las subvariantes de ómicron (las presentes actualmente) y contra otras variantes que circularon con anterioridad.

La dosis se está inoculando independientemente del número de vacunas recibidas con anterioridad porque se trata de preparaciones nuevas que protegen contra subvariantes de ómicron y otros linajes.

La infección reciente no es ni una contraindicación ni una eximente para la vacunación frente al covid 19. Ahora bien, se ha observado una mejor respuesta a la vacunación cuando se respeta un intervalo de tiempo entre la infección previa y la vacunación. En concreto, el lapso es de al menos cinco meses tras la infección (esto incluye a las personas con síntomas prolongados posteriores a la covid-19) salvo para residentes de centros de mayores, personas de 80 y más años, y pacientes que tienen un alto grado de inmunosupresión, colectivos para los que el intervalo se reduce a tres meses.