El Ayuntamiento de La Vila y Conselleria comienzan a dotar de material escolar al nuevo CEIP Gasparot

A falta de rematar las obras, ambas administraciones han comenzado la puesta a punto de las aulas del centro con el fin de que todo esté listo para el inicio del nuevo curso escolar

El nuevo colegio Gasparot de la Vila Joiosa comienza a cobrar vida gracias a la presencia durante esta semana de personal del departamento de Educación del Ayuntamiento, operarios municipales y junta directiva del centro que se afanan en situar en salas y aulas el material escolar necesario para el inicio del nuevo curso en septiembre.

Mientras constructores, electricistas y fontaneros dan los últimos retoques al centro educativo, los camiones de transportes descargan pupitres, sillas, pizarras, armarios, material deportivo y otros materiales escolares a estrenar, aportados por la Conselleria de Educación para vestir el nuevo centro. Además, el Ayuntamiento junto al equipo del centro acometió días antes el traslado de cajas de libros, juegos y otros utensilios, junto a mobiliario en buen estado, del antiguo centro al nuevo CEIP Gasparot.

El concejal de Educación, Xente Sebastià, ha asegurado que las prefabricadas del Gasparot “ya pertenecen al pasado”. “El traslado del material y la preparación de las aulas para el nuevo curso, a pesar de ser un trabajo costoso, lo afrontamos con la ilusión de ver hacerse realidad el sueño de 450 familias que verán como sus hijos e hijas se despiden de las aulas prefabricadas para, en apenas 2 semanas, comenzar un nuevo curso en un nuevo Gasparot digno, eficiente y moderno”, añade el edil.

Aulas de infantil de 2 años

Al igual que el CEIP Gasparot acomete los preparativos del nuevo centro para el inminente curso escolar de 2022/23, el resto de centros de educación pública de la Vila Joiosa se esfuerzan en los preparativos de las aulas de 2 años que este año asumen dentro de su oferta escolar; a excepción del CEIP Dr. Álvaro Esquerdo que esperará un año más para asumir estas unidades de Infantil.

“Los colegios Poble Nou, Mare Nostrum, La Ermita y Mª Francisca Ruiz Miquel, además de los preparativos que conlleva un nuevo curso, se han esforzado también en la puesta a punto de las unidades de 2 años para que estén perfectamente habilitadas para el mes de septiembre”, ha asegurado Sebastià. Los trabajos preparatorios de estas aulas han sido asumidos por los centros después de resolverse favorablemente las alegaciones presentadas por los centros al arreglo escolar, por el que Conselleria habilitó a casi todos los colegios de la Vila Joiosa aulas de Infantil 2 años.

Las nuevas aulas se suman a las ya en funcionamiento en el CEIP Hipanitat, las de Infantil que alberga el nuevo CEIP Gasparot, a las que próximamente se le sumarán las 2 unidades del CEIP Dr. Álvaro Esquerdo, actualmente en construcción, y cuya finalización de obra está previsto que se dé a lo largo del curso 2022/23.

Finalización de las obras del CEIP Hispanitat

Además, Sebastià ha anunciado que durante esta mañana ha mantenido una reunión con el departamento de intervinientes del Ayuntamiento de la Vila Joiosa y representantes de una de las empresas de la UTE encargada de las obras de mejora del CEIP Hispanitat para acometer la finalización de los trabajos pendientes en el gimnasio cubierto de reciente construcción del centro.

El edil recuerda que las obras se vieron ralentizadas por circunstancias de la postpandemia y paralizadas debido a la entrada en suspensión de pagos de una de las empresas conformantes de la UTE adjudicataria de las obras, en concreto Sigma Infraestructuras SL, que participaba prácticamente en la totalidad de la UTE” A pesar de la ralentización en el desarrollo de las obras y la demora de los procesos administrativos, asegura Sebastià que “el Ayuntamiento ha procedido siguiendo todos los pasos que marca la ley hasta la rescisión del contrato e incautación de la garantía”.

Sebastià define la reunión de esta mañana como “muy satisfactoria” puesto que “la otra mercantil de la UTE, PromedConsulting SLU, ha accedido a finalizar los trabajos pendientes de finalizar en el gimnasio”.

Desde el Ayuntamiento se afronta el acuerdo de hoy con optimismo esperando que los trabajos estén finalizados antes del nuevo curso y evitar así que las obras puedan interferir en el normal desarrollo de las clases.