El PSOE critica la puesta en marcha de las nuevas zonas verdes de aparcamiento sin modificar la ordenanza fiscal ni modificar el contrato de la concesionaria

Los socialistas de Benidorm alertan de que las nuevas zonas de estacionamiento de colores suponen una tasa turística encubierta

El grupo municipal socialista ha criticado al equipo de Gobierno, del PP, por la puesta en funcionamiento de las nuevas zonas verdes de aparcamiento.

El portavoz socialista, Rubén Martínez, ha señalado que el anuncio del concejal de Movilidad sobre la puesta en marcha de esta nueva zona de estacionamiento de pago para los no residentes, “nos ha sorprendido, dado que no se ha producido la modificación del contrato de la empresa que gestiona en estos momentos el aparcamiento regulado en la ciudad, ni tampoco se ha producido la modificación de la ordenanza fiscal en base a la cual se puede establecer el cobro para los usuarios que utilicen estas nuevas zonas de colores”.

Asimismo, ha alertado de que las nuevas zonas de aparcamiento de colores van a suponer una “auténtica tasa turística encubierta para los que nos visiten”. “A todos los que vengan a la ciudad con su vehículo el Ayuntamiento les va a gravar su visita con una nueva tasa al aparcamiento. Una tasa encubierta que no tiene cobertura en el actual contrato de la concesionaria ni tampoco en ninguna ordenanza fiscal”, han afirmado.

Martínez ha censurado que estas nuevas zonas verdes van a mermar las posibilidades de aparcamiento para los vecinos y vecinas de la ciudad, algo que pone de manifiesto un engaño más del equipo de Gobierno a la ciudadanía. “El PP utilizó como gran promesa electoral que las zonas con línea blanca continua iba a ser de estacionamiento exclusivo para residentes. Ahora, con la sustitución de esta zona blanca por la verde, los residentes verán reducidas las posibilidades de encontrar aparcamiento”, ha indicado.

Para finalizar, ha reclamado al ejecutivo local que rectifique su “nefasta” política de movilidad en el municipio que “está generando graves perjuicios a los vecinos y también a quienes nos visitan”. “La política del PP de eliminación masiva de plazas de aparcamiento y su sustitución por parkings disuasorios está generado graves problemas a nuestros vecinos, visitantes y comerciantes”, ha manifestado.