Los servicios técnicos municipales mejoran la accesibilidad de la Avenida de Foietes

Una brigada permanecerá en el barrio arreglando todos los desperfectos en todas las calles del barrio

El Ayuntamiento de Benidorm ha iniciado los trabajos de reparación de aceras en la avenida de Foietes, labores que está ejecutando una brigada de servicios técnicos municipales tras las peticiones vecinales recibidas como consecuencia de un movimiento del terreno a causa del barranco que discurre por la zona.

La campaña ‘A pie de calle’ se ha desplazado hoy hasta el barrio para comprobar ‘in situ’ el desarrollo de las tareas de reparción y mejora de la accesibilidad, con el concejal de Espacio Público, José Ramón González de Zárate, la concejal de Participación Ciudadana, Ana Pellicer, los vicepresidentes del Consejo Vecinal, Teresa Garrido y Manuel Sánchez Notario y vecinos del barrio.

“Es una zona muy transitada desde que se hizo el parque de Foietes” ha explicado el concejal José Ramón González de Zárate, que ha detallado que el motivo de los trabajos obedece a que “ha habido un asentamiento del barranco que ha provocado un desnivel de cuatro o cinco centímetros en la acera”.

Ese desnivel ha tenido como consecuencia que se hayan producido algunas caídas de peatones “y además hay que tener en cuenta que se trata de una zona con muchos hoteles en los que el paso de personas mayores es muy frecuente”.

El edil ha precisado que los arreglos se realizarán “en toda la avenida”, al tiempo que ha matizado que se ha aprovechado la circunstancia para “separar la zona privada de la pública”. Ese trabajo se realiza mediante la colocación de una baldosa especial “que facilita el tránsito de las personas invidentes, que de esta forma saben por dónde tienen que caminar”.

 “El barrio está ahora mismo al 100% de accesibilidad, aunque nos faltan algunos detalles sobre los que iremos actuando debido a que tenemos que ajustarnos a una ley que cambia y se actualiza constantemente” ha insistido el concejal, que ha asegurado que el Ayuntamiento “seguirá actuando para mejorar el paseo a todas las personas con problemas de movilidad reducida”.

En ese sentido, la concejal Ana Pellicer ha destacado el compromiso para que una brigada de los servicios técnicos se quede en el barrio de manera fija “para repasar todas las baldosas de las calles, hacer mejoras y después proceder a hacer orejetas en las aceras”.

Pellicer también ha indicado que han estado supervisando con los vecinos la instalación de las nuevas farolas financiadas con fondos del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE) “y constatar la diferencia con las antiguas y el beneficio que supone”.