Entrevista a Abdul

Abdul actual

Esta semana después de unas cuántas sin entrevista alguna, dónde el amigo Manolo Palazón ha estado de vacaciones por tierras flamencas, se reanudan las entrevistas, entrevistando al famoso chef marroquí, Abdul, de Casa Abdul.

Su nombre completo es Abdelkader Mlihmoslih. Pero todo el mundo lo conoce por Abdul. Extranjero, concretamente de Arcilah, (Marruecos) merece un puesto de honor en estas entrevistas. Es un hombre harto conocido en Benidorm, sobre todo por su cuscús. Buenos días, Abdul.

Abdul: Buenos días, Palazón.

Abdul

Periodista: Empecemos por el principio. ¿Qué fue de tu vida hasta que te estableciste en Benidorm?

Abdul: Empecé a trabajar a en la hostelería a los 14 años; era mi vocación; y empecé por la base: fregando platos, en un restaurante italiano, en Tánger, donde me trataron muy bien. A los 19 años decidí cambiar de aires, pues tenía espíritu aventurero a esa edad.

Periodista: ¿Y por qué Benidorm?

Abdul: Bueno, mi idea era llegar hasta Bélgica, en mi propio coche, donde tenía unos amigos, para pasar quince días de vacaciones. Pero cuando iba por Villajoyosa el coche se estropeó; la grúa lo llevó a Pérez Pascual, que estaba entonces en la calle del Mercado, en Benidorm. Me arreglaron el coche, pero ya no continué mi viaje: me quedé en Benidorm porque me gustaba. Me contrataron en el restaurante Gigi, en la calle La Palma, como jefe de cocina, a mis 19 años; más tarde me quedé con el restaurante, hasta que Carmen y Miguel me propusieron fundar un restaurante propio, que sería el Escargot (1974), y luego Casa Abdul (1979), siempre en la calle La Palma. Tenía entonces 22 años. Y allí he estado hasta hace 14 años, prácticamente toda una vida laboral. Ahora regento Casa Abdul en la carretera de La Nucía, donde me va muy bien y tengo una buena clientela.

Abdul0001

Periodista: ¿Por qué te cambiaste?

Abdul: Bueno, aquello se me quedó pequeño; y, además, aquí el alquiler es más bajo. Los clientes pueden aparcar mejor y corre el aire.

Periodista: ¿Cuántos idiomas hablas?

Abdul: Cuatro: árabe, inglés, francés y español.

Periodista: Por tu establecimiento han pasado miles de comensales. ¿Españoles, extranjeros…? ¿Alguna personalidad de relieve?

Abdul: Así es, tanto en la calle de La Palma como en mi actual ubicación. Y sí, han pasado personalidades como el actor Vicente Parra, Mercedes Milá, Beatriu Farach, alcaldes y políticos del ayuntamiento de Benidorm, como Pérez Devesa, Salvador Moll, Pepe Amor…

Abdul0002

Periodista: ¿Cuáles son tus especialidades culinarias?

Abdul: Desde la cocina internacional (en mis principios) hasta la cocina marroquí; los platos más sobresalientes son el cuscús, la sopa Harira, el tagin y la pastelah… Y todo lo que me echen. Ah, y que no falten los postres, a base de miel; y el té verde. Hace unos años conseguí una estrella Michelín. Y han sido muy interesantes las fiestas gastronómicas de las tres culturas: la cristiana, la judía y la musulmana (cocina para la paz).

Periodista: Estás en la edad de jubilación. ¿Piensas seguir en la cocina durante mucho tiempo?

Abdul: Estoy jubilado. Tengo 71 años. Pero pienso seguir con el negocio mientras tenga fuerzas y salud. ¿Qué haría, si no? Eso sí, cuento con personal que me ayuda.

Periodista: ¿Cuáles son tus aficiones?

Abdul: Sobre todo, ayudar a quien lo necesita, si eso se puede considerar una afición. Me gusta ver deporte en la televisión: carreras de coches, fútbol, ciclismo. Me gustan mucho los animales. Y practico la natación.

Periodista: ¿Tienes familia en Marruecos? ¿Vas de vez en cuando a tu pueblo de origen?
Abdul: Tengo cuatro hermanos y varios sobrinos, unos en Tánger y otros en Arcilah. Voy, como mínimo, una vez al año; ahora llevo dos años sin ir por las razones que todos sabemos. Pero amo mi tierra, la llevo siempre dentro de mí; y también amo Benidorm. También conozco otras partes de España; Córdoba me gustó mucho.

Periodista: ¿Qué piensas de la gente de Benidorm? ¿Tuviste algún problema de integración? ¿Has hecho buenos amigos

Abdul: La gente de Benidorm es muy sana y hospitalaria; a mí siempre me han tratado muy bien y no he tenido problemas con nadie. Cuento con muchos y buenos amigos (cito con cariño, entre otros, a la familia Solbes). En cuanto a la integración, me he adaptado estupendamente a las costumbres de esta tierra; incluso bebo vino, aunque soy musulmán y practico el ramadán; pero no soy extremista. Pienso que nos diferencian algunas costumbres, pero Dios no hay más que uno, con distintos nombres, y el objetivo principal es portarse todo lo bien que podamos con el prójimo.

Abdul0003

Periodista: ¿Qué crees que Benidorm necesita para mejorar su calidad de vida y su imagen hacia el extranjero?

Abdul: Creo que Benidorm está muy bien como está. A ver si superamos pronto la pandemia y vivimos incluso mejor que antes.

Periodista: Gracias por tus declaraciones, Abdul. Y que disfrutes de la vida muchos años más.

Abdul: Gracias a ti.