El Carreró dels Gats

Puede ser una imagen de monumento y al aire libre

Paco Amillo.- Es una fotografía preparada, con los personajes posando. Tiene una clara intención, promocionar Benidorm.

Utiliza dos elementos: el primero es el folklore de Benidorm, simbolizados por el burro y sus aditamentos además del cántaro que sostiene el niño. El otro es la moderna libertad de la indumentaria de las zonas de playa, encarnada en la joven con bañador y niño en brazos.

El marco de estas figuras es la calle con pavimento de piedra y ladrillo (antes era de tierra) y sobre todo el arco que antes no existía. Como nos ha explicado Ramón Galiana fue una idea de Guillén Tato llevada a cabo por dos personas de la construcción. La idea de Guillén Tato era modernizar Benidorm conservando una imagen y estructura de pueblo tradicional. No le hicieron caso y así está hoy día el casco antiguo…