Mi adios a Ciudadanos

MI ADIÓS A CIUDADANOS Cs      Joan Ayala

Joan Ayala.- Hoy dejo el partido que me ilusionó (pretérito). Hoy dejo el partido que encarnaba los principios políticos con los que comulgo: Centro político, liberal en su concepción, igualdad de los ciudadanos independientemente de su lugar de residencia, progreso social, democracia, transparencia y honestidad. Una sociedad de libres e iguales.

El anterior Asamblea se establecieron esos principios con renuncia a un planteamiento socialdemócrata y se establecía la libertad y el liberalismo como guía a seguir. En la reciente Asamblea eso se ha mantenido la letra, pero las acciones van en sentido contrario.

Inés Arrimadas, hoy, ha votado contra su electorado.

Inés Arrimadas, hoy, ha votado en contra de la libertad.

Inés Arrimadas, hoy, ha votado en contra de España.

El voto a favor de un estado de alarma, que se demostrará inconstitucional, que perpetúa el mando único de un Gobierno de socialistas y bolcheviques, junto a la derecha recalcitrante del PNV, el enemigo político eterno COMPROMÍS, el destructor de la Constitución PODEMOS, solo sirve a mayor gloria del peor Gobierno en la peor situación.

Lo que no entendemos los militantes, que nos vamos casi todos, es ¿PARA QUÉ? ¿Para qué ser cómplice de toda esta banda que va a llevar a España a muerte y ruina? Evidentemente el objetivo no es mejorar el bienestar de los españoles. El objetivo es “otro”. El objetivo que se prioriza es “aparentar” ser un partido que igual pacta con el PP que con el PSOE buscando el voto de esos centristas dubitativos que, en cada elección, asoman a centro-derecha o centro-izquierda. El problema –se ha visto—es que el votante no vota Cs sino que vota el momentum. Es lo único que explica pasar de 7 diputados a 52 y de 52 a 10. No ha primado el interés general se ha hecho “la contabilidad del voto”.

O sea que, ni han votado en defensa de los españoles ni han acertado en la estrategia ya que ahora el momentum es ser oposición. ¿Se le ha olvidado a Inés Arrimadas que somos oposición? ¿Se le ha olvidado a Inés Arrimadas que el Ejecutivo social-comunista solo busca su perpetuidad en el mando para imponer el pensamiento único?

Por otra parte, apoyar al Gobierno es un voto INÚTIL. La matemática electoral dice que con la abstención del PP no hacía falta el “sí” de Cs. Por lo tanto, su posicionamiento ha sido un triple error: Estratégico, ético y extemporáneo. Una simple abstención hubiera conseguido lo mismo.

¿Eso es suficiente para mi baja en Cs? No. Esto es el culmen.

La reciente Asamblea (telemática) ha estado teledirigida por el “aparato”. Los compromisarios filtrados de mala manera con pactos de nocturnidad, opacidad y, posiblemente, trampas. Evidentemente ha llevado a un Consejo General “aparatista”, sin ninguna autocrítica por la debacle electoral, con unos Estatutos en los que el militante no pinta nada más que pagar su cuota e incluso sus representantes locales son nombrados por el “aparato” en casi la totalidad de las opciones. Han acabado con la democracia interna.

A nivel local no es el mismo caso. Los concejales Juan y Ana están haciendo una buena labor de oposición, lo que somos, no hay más, es lo que quiso el pueblo de Benidorm en las urnas.

Algo bueno, muy bueno, me queda de esta etapa de unos seis años. He conocido mucha gente que sí vale la pena como seres humanos y con los que seguro que voy a seguir siendo su amigo.

Soy el mismo. Mis principios no han cambiado: liberal, liberal, liberal con todo lo que eso implica. Igual, algún día, exista el partido que me represente, como me representó Cs hasta hace poco. Hoy no. Y siendo –como soy—un demócrata y la Asamblea ha decidido cosas distintas a mis principios no me quedo a ser oposición dentro de mi partido: LO DEJO.

Mucha suerte a todos los españoles, les deseo que encuentren un Gobierno que les haga la vida más fácil ya que con este que hay, y apoyado por Inés Arrimadas, no lo tendrá.