El pleno del Ayuntamiento de Altea aprueba la nueva organización municipal

El Ayuntamiento de Altea ha celebrado esta mañana la sesión plenaria extraordinaria, presidida por el alcalde, Jaume Llinares, en la que se ha constituido la organización que regirá el Ayuntamiento de Altea en esta legislatura.

Entre los puntos del orden del día se ha tratado la periodicidad de las sesiones plenarias. En la presente legislatura, 2019-2023, seguirán celebrándose el último jueves de cada mes, y se podrán adelantar o retrasar con un margen de 8 días. El horario de los plenos también se mantiene, tendrán lugar a las 10 horas y cada dos sesiones plenarias, la siguiente se celebrará en sesión vespertina, a las 17 horas, “para favorecer la participación de la ciudadanía, como ya se hacía en la anterior legislatura”, han señalado los portavoces del equipo de gobierno, Diego Zaragozí (Compromís) y Vicenta Pérez (PSPV-PSOE). Este punto ha sido aprobado por mayoría con los votos de los concejales del equipo de gobierno.

Al respecto de las comisiones informativas, los órganos colegiados necesarios de la organización municipal, estarán integradas por miembros de la corporación y, como novedad, se celebrarán los lunes en vez de los viernes como se hacía hasta ahora, a propuesta de una enmienda presentada por el grupo Altea amb Trellat. Todos los grupos han aceptado el cambio de día en la celebración de las comisiones, votando a favor, excepto el PP que ha votado en contra. La composición, el número de comisiones y el contenido será el mismo que en la anterior legislatura.

El quinto punto del orden del día determinaba el número, características y retribuciones del personal eventual. Finalmente, el equipo de gobierno se reserva seis puestos de personal eventual y uno será para el PP por ser el grupo mayoritario de la oposición.

Otro de los puntos que se han debatido ha sido la organización del régimen de dedicaciones, retribuciones y dietas por asistencia a órganos colegiados de los miembros de la corporación municipal. Como ha explicado Diego Zaragozí, portavoz del equipo de gobierno: “ha aumentado la masa salarial con el objetivo de que haya más concejales dados de alta en la Seguridad Social. Este incremento se ve compensado por la disminución drástica de lo que perciben en comisiones los concejales”. Zaragozí ha señalado que “hay más concejales con asignación económica tanto en el gobierno como en la oposición. Además, ningún electo percibirá más emolumentos que en la legislatura anterior y el reparto se hará igual que hace cuatro años. Se ha establecido un criterio equitativo atendiendo al número de concejales de cada grupo”. Este punto del orden del día ha contado con el apoyo de los concejales del equipo de gobierno y la abstención del resto de la corporación.

Finalmente, y aprobada por mayoría, se ha asignado la dotación económica a los grupos políticos municipales.