El proyecto “URBACT III” centra Altea como ciudad de voluntariado

Esta mañana tenía lugar la jornada inaugural del proyecto URBACT III que tendrá lugar hasta mañana en la Casa de Cultura. El proyecto está liderado por el Ayuntamiento de Athienou –Chipre–, del que la Oficina de Proyectos Europeos del Ayuntamiento de Altea y seis municipios europeos más, son socios. La inauguración ha contado con la intervención del Alcalde de Altea, Jaume Llinares y la coordinadora de la OPE, Paloma Verdú.

Jaume Llinares ha dado la bienvenida a los 6 socios europeos que forman parte de este proyecto, con el fin de promover el desarrollo urbano sostenible. Y se ha dirigido a todos los participantes en URBACT III, para desearles unas jornadas productivas de trabajo, a lo largo de las cuales llegarán a diferentes conclusiones sobre cómo desarrollar conocimientos y habilidades en la aplicación de la política urbana de los objetivos de Europa 2020.

Por otra parte, el alcalde ha destacado que se trata de unas jornadas para aprender de ciudades como Chipre, que tiene un entramado social muy potente en lo referente al voluntariado. En este sentido, las jornadas “centran a Altea en el debate de las ciudades voluntarias en Europa, pues es necesario que las ciudades aprendamos unas de otras, que potenciemos todo este trabajo y aprendamos a coordinar los trabajos que todos los voluntarios desarrollan en el entramado social de Europa. La participación en este programa contribuirá a unas ciudades europeas más fuertes y vibrantes y ayudará a abordar cuestiones urbanas emergentes vinculadas a un crecimiento inteligente, sostenible e integrador; tres prioridades de Europa 2020. Además, brindará la oportunidad de viajar a Europa y conocer de primera mano cómo se trabaja en otros países. Este proyecto nos hace estar presentes y mostrar todo el potencial existente en Altea, además de tomar consciencia de los esfuerzos que se destina al voluntariado en toda Europa”.

La jornada de hoy continúa con mesas de trabajo, en las que cada miembro del grupo local de trabajo, compartirá experiencias con cuatro ciudades socias, sobre el trabajo del proyecto realizado hasta ahora, así como su plan de transferencia. Por la tarde se llevará a cabo una visita al Puerto Deportivo, donde se dará a conocer la labor voluntaria de Cruz Roja en Altea.

En la primera sesión de trabajo de mañana, se abordará el tema de la “red de velocidad entre asociaciones”. Las asociaciones locales de voluntariado de Altea, integradas en este proyecto, presentarán sus trabajos y objetivos. Finalmente, en cinco mesas de trabajo se intercambiarán opiniones e impresiones sobre los temas principales del proyecto, y se llevará a cabo una visita de estudio a las buenas prácticas locales. Por la tarde se abordarán las próximas reuniones y finalizará la jornada con una visita guiada al Centro Histórico de la Ciudad de Altea.