La Mujer del César

Resultado de imagen de ayuntamiento de benidorm

La expresión proviene de una frase de Julio César recogida por Plutarco (VP 50.125). Julio César dijo: “Yo no quiero que mi mujer sea supuesta ni de la menor sospecha”. Otros traducen: “Sobre la mujer del César no debe caer ninguna sospecha”.

Antonio Mejías.- Cuenta Plutarco que un patricio romano, Publio Clodio Pulcro, estaba enamorado de Pompeya, la esposa de César y que, aprovechando una fiesta, entró en la casa de César, vestido de tañedora de lira, pero fue descubierto y castigado por ello. Sin embargo, Plutarco dice que César, aunque estaba seguro de que no había ocurrido nada deshonroso y de que su mujer le había sido fiel, repudió a Pompeya.

En pleno siglo XXI, este anacronismo histórico se suele utilizar más cuando hablamos del comportamiento de algunos políticos.

En mi opinión, ese comportamiento o actitud, se debe de exigir en nuestra vida cotidiana, con cualquier cargo que puedas desempeñar en tu día a día.

En el caso que nos ocupa, (indistintamente de que el Reglamento de Participación Ciudadana lo Contemple o no), es un buen ejemplo de ello, un componente del consejo vecinal, aunque como sabe todo el mundo no tiene retribución dineraria, tiene que tener transparencia absoluta, más teniendo en cuenta que cualquier acto o actuación que pudiera hacer, llevaría a la mirada del resto de ciudadanos, ya no solo al este consejero sino al conjunto de Consejo Vecinal, con la frase típica “Si está claro, todos están ahí por un interés personal”.

Probablemente en el caso algunos sea así, lo que tenemos que tener en cuenta es que no se puede soplar y sorber, tienen que elegir, y si no lo hacen, en el seno de Consejo Vecinal, “si no queremos perder credibilidad”, se le debe, 1º aconsejar que dejen el cargo a otro compañero de su asociación, y si no lo hiciesen, se debería proceder a su expulsión.

El consejo Vecinal es más importante que cualquier miembro y así creo debería actuar, si queremos sobrevivir a esta vorágine diaria.

Siempre en mi opinión, y me consta que, en la opinión de muchos compañeros, pero alguien tiene que ser valiente y decirlo.

Antonio Mejías es miembro del Consejo Vecinal de Benidorm