Antonio Manuel Puchades alega ante el Consultiu que hay errores en su primer dictamen sobre Serra Gelada

El empresario Antonio Manuel Puchades Orts presentó alegaciones ante el Consell Jurídic Consultiu de la Comunitat Valenciana (CJCCV) el pasado 25 de agosto.

Lo hizo antes de que emita un dictamen solicitado por el Ayuntamiento de Benidorm sobre la revisión de oficio de los convenios urbanísticos que el Consistorio firmó con los propietarios de los solares de Serra Gelada. Según explica en un comunicado, en estas alegaciones se detalla que el Consistorio «ha omitido informaciones relevantes en la información remitida al CJCCV y se aporta la documentación al respecto para que los miembros del Consell Jurídic la tengan en cuenta». 

El escrito insta al órgano consultivo “cuya razón de ser es velar por el cumplimiento de legalidad” a que no avale el «incumplimiento del Ayuntamiento de Benidorm» respecto a los convenios urbanísticos acordados con los propietarios de los solares de Serra Gelada; algo que, en opinión de Antonio Puchades, equivale a un expolio.

El CJCCV ya emitió un dictamen sobre el convenio urbanístico del Ayuntamiento de Benidorm con la mercantil Acciona, análogo al firmado con Antonio Puchades como propietario de solares en Serra Gelada y sobre el que está pendiente que el órgano consultivo se pronuncie. En opinión del empresario, el primer dictamen “contiene errores fácticos” y no tienen en cuenta documentación relevante que acredita que las propiedades particulares de Serra Gelada tienen la condición de solar desde 1962 y están clasificadas como suelo urbano desde 1958. 

Resalta que “resulta inadmisible y quebranta los principios más elementales del Derecho que se expolien de este modo los derechos de los propietarios” y considera que “las alegaciones presentadas en sede municipal, que obran en el expediente administrativo, como en las presentadas directamente ante el Consell Jurídic Consultiu, acreditan la reprobable actuación del Ayuntamiento de Benidorm”. En base a la documentación aportada, señala que los informes técnicos aportados por el Consistorio “quedan en entredicho” y detalla sus omisiones.

En sus alegaciones al CJCCV, considera que la voluntad del Ayuntamiento de Benidorm de no compensar a los propietarios conforme a lo acordado en 2003 no debería encontrar “amparo en las instituciones que deben velar por los derechos de los administrados”. Y destaca que el Consistorio ha declarado y confirmado en reiteradas ocasiones a lo largo de casi 20 años la validez de los convenios en cuestión, induciendo a los propietarios de los solares de Serra Gelada a depositar una confianza legítima que «ahora frustra al desdecirse de sus acuerdos y compromisos». Por ello insta al Consell Jurídic a que informe en contra de la revisión de oficio planteada por el Ayuntamiento de Benidorm.

Fuente: BOM Radio Benidorm