Benidorm acoge la conferencia ‘Un genio intemporal de las artes’ a cargo del artista Juan García Ripollés

El Salón de Actos se llena para escuchar las palabras de uno de los artistas valencianos más internacionales

El Salón de Actos del Ayuntamiento de Benidorm acogió ayer por la tarde la conferencia ‘Un genio intemporal de las artes’ a cargo del artista valenciano Juan García Ripollés, organizada por el Club de Opinión Benidorm. Un acto que tuvo como actividad previa una charla coloquio con todos los asistentes y al que acudió el alcalde de la ciudad, Toni Pérez, el diputado autonómico Manuel Pérez Fenoll y miembros de la corporación, además de numerosos asistentes que casi llenaron el recinto.

Ripollés, uno de los artistas valencianos más internacionales de siempre, realizó un repaso a su vida y trayectoria desde que se inició en la pintura con poco más de doce años. Nacido en Alzira en 1932, comenzó a trabajar como aprendiz a los 12 años en una empresa de pintura industrial. Durante ese tiempo, hasta los 20 años, acudió a la escuela de artes y oficios de Ribalta, en Castellón.

Fue en 1954 cuando se trasladó a París, en donde estuvo hasta 1963. En 1958 formó parte del grupo de pintores de la galería Drouand de París y según contó ayer “mMe fui por la ilusión de pintar. Llegue con mi alma ingenua y me encontré un mundo desconocido por completo. Pero el no tener miedo es la clave fundamental para la creatividad humana” sostuvo.

Vuelve a España en 1963 y en el 72 fija su taller en Borriol. Sobre aquellos momentos dijo que 2por desarrollar la profesión abandoné la convivencia física de las grandes ciudades. Quería ser lo más puro posible”. El artista relató que en 1989 se trasladó a Más de Flors (San Juan de Moro) y recordó que en el año 2009 cedió cuatro  esculturas al Ayuntamiento para exponerlas en el recinto de la Copa Davis. Unas obras con unas dimensiones de 270 centímetros de alto por 245 de ancho y 112 de profundidad realizadas en fibra y revestidas de cristal de Murano triturado.

Juan García Ripollés ha expuesto en Nueva York, México, Gante, Estocolmo, Burdeos, Santo Domingo, Miami, Lausanne, Ámsterdam, entre otras capitales del mundo y en muchas ciudades españolas.

Sobre su persona, el escritor Manuel Vicent escribió la novela ‘Ángeles o neofitos’ en el año 1980 que versaba sobre la metamorfosis entre el beato Ripo y el pintor Ripollés en su vida fuera de la pintura. “No estoy de acuerdo en la filosofía de la novela porque hacía un romanticismo de mi vida que yo no he vivido.

Pero me aguanté y lo admití, antes que censurarle» apostilló el artista.