Julio arranca en Benidorm con el peor dato de ocupación hotelera desde 2010

En esta primera quincena la ocupación hotelera desciende 2,9 puntos respecto al periodo anterior. 

Ya están disponibles los datos de ocupación hotelera de Benidorm correspondientes a la primera quincena de julio. Según los datos de elaborados por BigDataHosbec, laocupación hotelera en Benidorm cae 2,9 puntos respecto a la primera quincena de julio de 2017, alcanzándose un porcentaje medio de ocupación del 89% en la ciudad.

No se alcanzaba una ocupación tan baja desde el periodo 2010 (81,2%) y 2014 (88,4%), por lo que el resultado de ocupación nos lleva a cifras de la época más dura de la crisis económica.

Esta caída en la ocupación hotelera ha puesto en guardia al sector, que ha realizado el análisis de las principales causas:

PERDIDAS EN EL MERCADO BRITÁNICO

La pérdida de fuerza del mercado británico es una realidad. Como se viene registrando desde principios de año, se produce un descenso paulatino que se traduce en un total más de 23.000 pernoctaciones menos respecto a la primera quincena de julio 2017 y un retroceso del 8%. En lo que llevamos de 2018, los británicos se han dejado 300.000 pernoctaciones en el camino.

Una justificación más relevante de dicha bajada es el desvío de este mercado hacia otros puntos turísticos. Según los últimos datos que disponemos, existe un ascenso en la contratación de paquetes de Turquía (+71%), Egipto (+54%) y Túnez (+37%), siendo competidores directos del modelo “sol y playa” español. Además, se observa la importante consolidación competitiva de Grecia con un ascenso del 11% en la contratación de paquetes, originado por el desvío de operativa por parte de ThomasCook UK.

Es imposible crecer en mercados extranjeros si no hay capacidad aérea. Y en este sentido los datos de BigDataHosbec clavan los datos del aeropuerto de Alicante. Mientras que la pérdida de pernoctaciones de británicos en hoteles ha sido de unas 23.000 pernoctaciones,  la bajada en la capacidad aérea ha sido en este mismo periodo de 25.000 plazas. Este descenso ha afectado a puntos de origen tan importantes como 10.000 menos en Manchester y 9.000 en Birmingham.

Esta continua fuga de británicos desde comienzos del año es agravada por la desmesurada proliferación de alojamientos no reglados durante la época estival.  Entre los diez huéspedes más habituales de estos alojamientos por origen, encontramos 8 de nacionalidad británica, ocupando el primer puesto los turistas procedentes del área de Londres, seguido de Manchester, Moscú y Glasgow en cuarto lugar.

RECUPERACIÓN DEL MERCADO ESPAÑOL

El porcentaje de ocupación en Benidorm sigue siendo óptimo gracias al incremento de otras nacionalidades, en concreto de la española, ocupando el 45,5% del destino. Lo que significa un aumento de 2,2 puntos respecto al año anterior.  El turista español consigue que se alcancen datos positivos, cubriendo el descenso del mercado británico en lo que llevamos de año.

La previsión para la segunda quincena de julio es de un 85%, y este datos nos sitúa 4 puntos por debajo de la venta de mercado respecto al anterior.

El Presidente de Hosbec, Antonio Mayor, confirma que estos datos de descenso confirman las previsiones que se manejaban desde principio de año. La normalidad de nuestros competidores (Egypto, Túnez y Turquía) se están consolidando de manera muy rápida, y esta afectando a toda la industria turística española.

El planteamiento pasa por empezar a trabajar para ensanchar la demanda de cara a 2019. Este es el gran reto de administraciones y sector privado.