La 35 edición de la Mostra de Artesanía ya tiene ganadores

El premio al mejor estand, valorado en 500 euros, ha recaído en Bea Ruiz, artesana de la joyería; el premio a la mejor pieza, valorado en 1.000 euros, ha sido para J. Eduardo Lopes, artesano que elabora juguetes con madera. Finalmente, el premio UNART, que otorgan los artesanos para el acceso directo a la edición 2019 de la Mostra, ha sido para Joaquín Plana, artesano que trabaja con lana de oveja, para la creación de juguetes.

La entrega de los premios, que este año han aumentado su cuantía, tuvo lugar la noche del miércoles en la plaza de la iglesia de Altea. El jurado estuvo compuesto por el concejal de Cultura, Diego Zaragozí, que lo presidió, y actuaron como vocales la concejala de Turismo y Comercio, Anna Alvado; el concejal de Fiestas y Seguridad Ciudadana, Vicente Ripoll y las concejalas Rocío Gómez y Arianna Bürli; de UNART, Martha Williams y de la Concejalía de Cultura, Ignacio Beltrán y Fernando de Trazegnies, que actuó como secretario.

La Mostra se inauguró el pasado 30 de junio y permanecerá en la plaza de la Iglesia hasta el 2 de septiembre. Está formada por 16 puestos con una amplia variedad de oficios especializados en el tratamiento artesanal de materiales como metales preciosos, vidrio, madera, cuero, papel, cerámica, seda, lana, etc. El horario es de 19:30 a 24.00 horas y como es habitual se complementa con actividades paralelas los miércoles, como conciertos y talleres.

Diego Zaragozí destacaba el alto nivel de todos los participantes, y señalaba la dificultad del jurado para elegir a los ganadores, ”por el alto nivel y calidad de los artesanos participantes ”.

Altea es una referencia en el ámbito de la artesanía nacional. La Mostra reúne la calidad, diseño, originalidad y creatividad de todos los participantes, seleccionados por un jurado especializado. La mayoría de los artículos de la Mostra son elaborados a nivel local, son piezas creadas, diseñadas y elaboradas en el taller de cada artesano. Además, hay que destacar el valor añadido que supone el que propio artesano esté presente en su stand para explicar el proceso de creación de la pieza.

A lo largo de estos 35 años de Mostra han participado más de 700 artesanos procedentes de toda la geografía española y también de fuera de nuestras fronteras.