Gema Amor insta al Gobierno a acometer la regularización de los retranqueos tomando como piloto la Avenida Mediterráneo

Ante el proyecto de renovación integral de la principal arteria urbana, Liberales pide a Pérez altura de miras y responsabilidad ante una oportunidad única

Resultado de imagen de fotos de gema amor liberales benidorm

Es necesaria una regulación estética y fiscal de los locales de negocio

Ante el inicio de las deseadas obras de la Avenida Mediterráneo la portavoz de Liberales de Benidorm, Gema Amor ha instado al gobierno de Antonio Pérez a acometer en paralelo y con urgencia la regularización de los retranqueos de la ciudad, tomando como proyecto piloto la referida arteria. En este sentido, Amor ha destacado que “ante la envergadura y entidad del proyecto, al gobierno no le pueden entrar las prisas electorales, y desechar una oportunidad única como es el trabajar con los titulares de los negocios en la redacción de una ordenanza estética y fiscal que mejore la imagen de la ciudad y dote de seguridad jurídica a los titulares de los inmuebles. “

La líder de los Liberales ha manifestado que “el gobierno de Antonio Pérez debe tener altura de miras y sentido de la responsabilidad para con la ciudad y no pensar única y exclusivamente con el contador electoral en la mano, dejando de lado cuestiones tan importantes y que mejorarían sustancialmente la imagen de la ciudad como la estética de los retranqueos”. Amor, ha proseguido, indicando que “no podemos cerrar los ojos ante la realidad o mirar hacia otro lado, ya que hay tramos de la citada vía que recuerdan a un zoco, bazar o mercadillo, existiendo locales que presentan un lamentable estado estético.

Igualmente, Gema Amor ha pedido a Toni Pérez que “tras 3 años con consignación presupuestaria para actuar sobre esta vía y sin que nada haya hecho el gobierno del PP, salvo sus conocidas chapuzas en materia de movilidad, ha pedido que ante una oportunidad única como la que se presenta que actúe con valentía y sin complejos ni miedos, ya que es el momento idóneo para dar solución a un problema histórico de la ciudad.” En este sentido, la liberal ha propuesto que “se podrían establecer periodos de carencia o plazos para las reformas y mejoras de los negocios; al tiempo que con la regularización física y fiscal, se acabaría con la inseguridad jurídica con la que viven sus titulares ante la posible orden de demolición de las instalaciones, pues no podemos olvidar, ha recordado Amor, se trata de infracciones urbanísticas, que de esta forma se estarían legalizando”

Anuncios