Ciudadanos alerta de la ausencia de un calendario de obras para la finalización de la avenida del Mediterráneo de Benidorm

Vista previa de imagen

Balastegui: “Nos tememos que ni ellos saben cuándo terminará esta obra que empezó en 2018, y que tenía un plazo de 11 meses”

“A día de hoy la avenida del Mediterráneo sigue sin tener un calendario de obras para conocer su finalización. Llevamos cuatro semanas pidiéndolo en comisiones informativas y siempre se nos dice que se nos dará, pero no entregan nada. Nos tememos que ni ellos saben cuándo terminará esta obra faraónica que empezó en octubre de 2018, hace casi dos años y medio, y tenía una ejecución en cuatro fases de un tiempo máximo de 11 meses”. Con estas palabras el portavoz de Ciudadanos, Juan Balastegui, ha denunciado el silencio absoluto y la falta de información que el gobierno local está ejerciendo sobre la marcha de unas obras que llevan más de un año de retraso.
Una actuación, según ha recordado el concejal, “que además del retraso tiene ya un sobrecoste de más de dos millones de euros, y que nos tememos que será aún mayor cuando termine la obra”.
El portavoz de Cs ha alertado así también de que el presupuesto podría crecer junto con el tiempo de las obras dado que “de momento sigue sin estar hecha la calle Bilbao, la tecnoparada ni el tecnohito de unos ocho pisos de alto, ni el resto de calles adyacentes están acabadas como preveía el proyecto”.

Balastegui ha lamentado la lentitud con la que se está realizando la obra “teniendo en cuenta que podían haber aprovechado y acelerarlas en el último año, en que Benidorm ha estado casi vacío”.

Por todo ello, el concejal ha exigido al equipo de gobierno “que presente de una vez por todas ese calendario de obras de la avenida Mediterráneo para conocer el fin de la obra, que va a durar más que las pirámides de Egipto”. Cabe recordar que hace justo un año Ciudadanos realizó la última visita a las obras de la avenida junto a los responsables del proyecto. Tras constatar los trabajos ejecutados, el portavoz de Cs denunció que se produciría un retraso importante, algo que fue negado por el concejal de Movilidad, quien ha ido dando fechas de finalización que, reiteradamente, se han incumplido.

El proyecto comenzó a finales de octubre de 2018 con un Presupuesto de cerca de 11,5 millones de euros. Debía estar terminado en 11 meses, pero ese tiempo se ha excedido, como su coste (ampliado con 2,1 millones de euros más). La UTE ha borrado la información sobre las fases del proyecto expuesta en su día en la web.