La Agencia Valenciana Anticorrupción saca los colores al gobierno del PP en Benidorm

  • La Agencia dedica un apartado de su Memoria de 2018 al Ayuntamiento y al Alcalde por incumplir las resoluciones de protección concedidas a un funcionario de carrera y a un opositor a Policía Local
  • El portavoz socialista, Rubén Martínez, critica que el Alcalde acusase de denuncia falsa a los denunciantes.
  • La Fiscalía abre Diligencias de Investigación Penal en relación con la posible filtración de las respuestas del examen de una convocatoria a puestos de Policía Local.   

El portavoz socialista, Rubén Martínez, ha denunciado que “desafortunadamente” el Ayuntamiento de Benidorm y las acciones del alcalde, Antonio Pérez, tienen un apartado específico en la Memoria de Actividad de 2018 de la Agencia de Prevención y Lucha contra el Fraude y Corrupción de la Comunidad Valenciana.

Martínez ha explicado que la Agencia Valenciana Antifraude ha sacado “los colores” al gobierno del PP por incumplir las resoluciones de protección de personas denunciantes.

En concreto, el portavoz socialista ha detallado que en el apartado que dedica la Agencia Antifraude se destaca que el Alcalde de Benidorm no ha respetado las resoluciones de protección, emitidas por esta Agencia, durante 2018, en favor de un funcionario de carrera, y de un opositor que se presentaba a un examen convocado por el propio Ayuntamiento para la selección de policías locales.

En la citada Memoria, se señala que en el caso del funcionario de carrera el Alcalde del Ayuntamiento de Benidorm cuestionara, tanto la competencia de la Agencia, en aras “a la autonomía municipal”, como el contenido de la resolución de protección emitida. Igualmente, la Agencia cuestiona que ante la protección que concedió al funcionario, el  Alcalde solicitase que se revisara la condición de estatuto de persona denunciante “al no apreciar ni constar la causa de corrupción o fraude” y que se iniciase un procedimiento para comprobar la falsedad de la denuncia efectuada por el funcionario, y además “sin motivar en que sustentaba dicha solicitud ni siquiera aludiendo a que circunstancias concurrían, según su entender, para considerar que la denuncia se hubiera formulado o hubiera proporcionado información falsa, tergiversada u obtenida de manera ilícita”.

En relación con el opositor, que denuncia ante la Agencia la filtración de respuestas en un ejercicio tipo test de una convocatoria a puestos de policía local, Rubén Martínez ha detallado que la Agencia destaca la Memoria que, una vez abierto expediente de investigación en la Agencia y reclamada la correspondiente documentación al Ayuntamiento, este la remite de forma parcial y sesgada, acusando además al mencionado opositor, con similar proceder al referido en el caso del funcionario de carrera, de denuncia falsa relativa a esta filtración ante la Fiscalía.

En este sentido, Martínez ha expuesto que la Agencia ha remitido las actuaciones realizadas en este expediente de investigación a la Fiscalía de área, quien ha abierto Diligencias de Investigación Penal en relación con la posible filtración de las respuestas del examen, pudiendo dichos hechos ser constitutivos del delito de infidelidad en la custodia de documentos y revelación de secretos.

Para finalizar, Rubén Martínez ha criticado la “vergonzosa actitud” del gobierno del PP en ambos casos denunciados ante la Agencia Valenciana Antifraude. “Tenemos que lamentar el ‘modus operandi’ del alcalde en estos dos casos en los que en vez de ponerse del lado de la Agencia y colaborar con ella, acusa a los afectados de presentar denuncias falsas”.